Equipo del FMI Concluye Misión Artículo IV 2022 a la República Dominicana 16 de mayo de 2022

Los comunicados de prensa de fin de misión incluyen declaraciones de los equipos del personal del FMI que transmiten las conclusiones preliminares después de una visita a un país. Las opiniones expresadas en esta declaración son las del personal técnico del FMI y no representan necesariamente las opiniones del Directorio Ejecutivo del FMI. Sobre la base de las conclusiones preliminares de esta misión, el personal técnico preparará un informe que, sujeto a la aprobación de la administración, se presentará al Directorio Ejecutivo del FMI para su discusión y decisión.

· La República Dominicana ha experimentado una robusta recuperación de la pandemia, apoyada por políticas bien secuenciadas, una ágil reapertura y crecimiento de la economía global

· Dicha recuperación ha permitido que las autoridades tomen medidas para garantizar la sostenibilidad de políticas, colocando así al país en una buena posición para enfrentar los desafíos de los acontecimientos internacionales

· Las reformas en curso y planeadas tienen el potencial de mejorar los marcos de política y promover un crecimiento inclusivo en el mediano plazo

Santo Domingo: Un equipo del Fondo Monetario Internacional (FMI), dirigido por el señor Esteban Vesperoni, visitó la República Dominicana, entre el 29 de abril y el 13 de mayo de 2022 para realizar la Consulta de Artículo IV 2022.

Al concluir la misión, el señor Vesperoni emitió las siguientes declaraciones:

“La economía de la República Dominicana continuó demostrando una notable resiliencia ante los choques mundiales, la cual se sustentó en políticas apropiadas incluyendo el apoyo de la política monetaria, una ágil campaña de vacunación contra el COVID y una reapertura que le permitió aprovechar al máximo la reactivación de la economía mundial del año pasado. Esta resiliencia y las firmes señales de sostenibilidad de políticas están colocando a la economía dominicana en una buena posición para hacer frente a los retos internacionales emergentes.

“La economía ha mostrado una vigorosa recuperación después de la pandemia, a pesar de factores mundiales que han generado desafíos en términos de inflación. El PIB real aumentó en 12.3 por ciento en 2021, gracias a un crecimiento sectorial diversificado, incluyendo la notable recuperación de la construcción y del turismo, que a partir del otoño pasado ha tenido un número de llegadas de visitantes mayor a los niveles de 2019. Hacia finales de 2021, el producto se sitúa en un 5 por ciento por encima de los niveles pre-pandemia, evidenciando una recuperación más allá de un rebote estadístico y consistente con un fuerte crecimiento del empleo. La convergencia de la inflación está tomando más tiempo del que originalmente se previó. Estando a un nivel de 9 por ciento en marzo pasado, la inflación continuaba superando el rango meta debido, principalmente, a la elevada inflación en los Estados Unidos, precios

internacionales de energía y alimentos más altos y la disrupción en las cadenas de suministro. El sector externo mostró una fortaleza importante, con el déficit de la cuenta corriente financiado por la inversión extranjera directa y logrando una importante acumulación de reservas. El sistema financiero permanece resiliente y continúa apoyando la economía, a pesar del retiro ordenado de las medidas de flexibilidad regulatoria introducidas durante la pandemia.

“Las perspectivas económicas indican que la recuperación continuará, a pesar de los riesgos que plantean los acontecimientos mundiales. El crecimiento del PIB convergería al 5 por ciento—alrededor de su potencial—y se espera que la inflación retorne al rango meta el próximo año a medida que vaya disminuyendo el impacto de los choques globales, en un contexto de estabilidad financiera y una sólida posición externa. En cuanto a riesgos, la guerra en Ucrania podría tener un efecto más fuerte de lo previsto sobre el crecimiento mundial y la inflación. La pandemia, aunque bien contenida en la República Dominicana, podría afectar el crecimiento en otras regiones. Y el ajuste de la política monetaria en los Estados Unidos podría tener un impacto mayor a lo esperado sobre los flujos de capitales. Estos choques están creando desafíos de política fiscal y monetaria en el país. Las autoridades han respondido de manera apropiada con medidas temporales mientras mantienen la disciplina presupuestaria mediante el control del gasto, y una oportuna y proactiva gestión de la deuda que ha reducido los riesgos de financiamiento. Además, el Banco Central ha iniciado la necesaria normalización de la política monetaria, tanto por la vía de absorber liquidez como por el aumento de la tasa de política monetaria.

“En el corto plazo, las prioridades de política deberían procurar garantizar el retorno de la tasa de inflación al rango meta y mantener una trayectoria descendente en la deuda pública, mientras se apoya a la población vulnerable contra el impacto de los choques globales. El ritmo del ciclo de ajuste de la política monetaria debería depender de la evolución de indicadores económicos internos y externos, con el objetivo de mantener las expectativas inflacionarias ancladas y resguardar la bien ganada credibilidad del régimen de metas de inflación. La respuesta de la política fiscal al impacto de los choques globales sobre la inflación debe seguir basándose en medidas temporales incluidas en el presupuesto, mientras se mejora su focalización donde sea factible. Una consolidación fiscal inclusiva puede asegurar la tendencia decreciente de la deuda pública.

“La misión apoya las reformas del sector eléctrico, las que pueden garantizar un suministro confiable de electricidad, reducir las transferencias fiscales al sector y mejorar la calidad del gasto público. El sector eléctrico ha constituido una carga para las finanzas públicas en el pasado y el Pacto Eléctrico le confiere a las autoridades el mandato para mejorar la gobernanza en el sector, crear condiciones que faciliten la inversión y ejecutar reformas en las tarifas y el sistema de subsidios, lo que tiene el potencial para asegurar la sustentabilidad del sector.

“El equipo también apoya las reformas al marco de políticas que procuran promover una administración pública más eficaz. Las autoridades han asumido un fuerte compromiso de implementar una ley de responsabilidad fiscal. Para ese efecto, se vienen evaluando planes para fortalecer tanto la gestión financiera pública como el marco fiscal a mediano plazo a la vez que se procura aumentar la transparencia y la gobernanza, incluyendo en procesos de compras y contrataciones públicas. Las autoridades continúan alineando el marco de supervisión y regulación bancaria a los estándares internacionales.

“A mediano plazo, un plan con reformas bien secuenciadas–algunas de las cuales ya están en curso–deberá fomentar el crecimiento inclusivo:

· Reforzamiento de los marcos de política y de regulación. El marco de política monetaria se beneficiaría de la recapitalización del Banco Central, que fortalecería su independencia institucional y financiera. También será importante el avance sostenido en la mejora de los estándares de supervisión y regulación financiera y de los instrumentos macro-prudenciales y de gestión de crisis, así como el fortalecimiento del marco regulatorio para la supervisión de las cooperativas que realicen intermediación financiera.

· Aumento de ingresos fiscales. Hay margen para movilizar más ingresos fiscales ampliando la base impositiva y racionalizando las exenciones mientras se calibra el impacto distributivo. Esto contribuiría a una consolidación fiscal inclusiva a mediano plazo, conservando espacio para gastos esenciales.

· Reformas en apoyo al crecimiento. Las mejoras en el clima de negocios—tales como la iniciativa Burocracia Cero y la nueva ley de aduanas—serán claves para fomentar la inversión. La inversión en infraestructura y en capital humano, mercados laborales más flexibles y formales, mayor calidad de la educación, una mayor participación de la mujer en el mercado laboral, y políticas para mitigar el efecto del cambio climático podrán reforzar aún más el potencial de crecimiento.

· Progreso en áreas sociales. Se está trabajando para mejorar la focalización de los programas sociales, al tiempo de facilitar la inserción en el mercado laboral formal, así como reforzar la aplicación de la ley de seguridad social en el contexto de las discusiones para el pacto social.

“La misión sostuvo reuniones con el Presidente Luis Abinader, el Gobernador del Banco Central Héctor Valdez Albizu, el Ministro de Hacienda José Manuel Vicente Dubocq, otros funcionarios de alto nivel y representantes de la sociedad civil y del sector privado. El equipo de la misión desea agradecer a las autoridades por la excepcional hospitalidad que le han dispensado y por un diálogo abierto y productivo.”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Si continúas usando este sitio, aceptas el uso de cookies. Más información

Esta web tiene cookies «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar».

Cerrar